sábado, 13 de octubre de 2012

SI PARTICIPAN PROFESORES Y PADRES, MEJORA LA NUTRICIÓN DEL NIÑO ESCOLAR


 

 Las 'intervenciones' contra la comida basura redujeron el consumo de alimentos y bebidas malsanas en 30 %.


Una nueva investigación halla que para mejorar la nutrición escolar y lograr que los niños coman de forma más sana, hay que involucrar a padres, maestros y responsables escolares.

Investigadores de Kaiser Permanente, del Sur de California observaron a 400 estudiantes de 8 escuelas primarias e intermedias que participaron en un estudio de 3 años que examinaba el uso de un método de salud pública para mejorar la nutrición.
Durante el estudio, los investigadores trabajaron con Profesores y Directores de ciertas escuelas para mejorar las prácticas nutricionales.
  1. Reemplazaron las recompensas de alimentos y bebidas en el aula con premios no alimentarios, e implementaron un servicio de comida sana en los eventos escolares y en las celebraciones en el aula.
  2. Sirvieron comidas y bebidas saludables, dieron premios que no eran para comer y tuvieron juegos como "caminata con premio" en lugar de la "caminata con pastel".
Los investigadores anotaron que las escuelas en realidad ganaban más dinero con eventos saludables, como las carreras, que con ferias de palomitas de maíz y pizza.

  • Hubo una reducción de 30 % en la cantidad de comidas y bebidas insanas que los estudiantes consumían en esas escuelas durante el estudio, frente a un aumento de 26 % en otras escuelas.
  • La cantidad de almuerzos saludables que los estudiantes traían de casa y de otras fuentes externas también aumentó en las escuelas que recibieron la intervención.
"Las escuelas son un lugar ideal para establecer hábitos alimentarios saludables de por vida, pero hasta ahora es algo que ha sido fácil de decir y difícil de hacer", según la autora líder del estudio Karen Coleman.